¡¡ GRATIS 1 KG DE PATATA AGRIA NUEVA EN CADA CAJA!!
Carrito
No hay productos en el carrito

Miel y embarazo: ¿Es buena tomarla durante el embarazo?

Miel y embarazo. ¿Sí o no? Todavía existe un debate sobre si es conveniente comer miel durante el embarazo.

Bien es cierto que la mayoría de nutricionistas apuestan al sí. Es decir, que la miel es un alimento natural y que como tal debe ser incluido en nuestra dieta.

Ahora bien –y esto no se diferencia de otros alimentos- siempre hay que tomarlo en su justa medida. No podemos perder de vista que la miel contiene mucho azúcar.

Lo que es evidente es que todos debemos cuidar nuestra alimentación. Y, claro, en el caso de estar en período de gestación este cuidado cobra mucha más importancia.

No hace falta decir que si estás embarazada lo mejor es que te pongas en manos de especialistas y que te den los consejos adecuados para que tengas una alimentación muy saludable, una dieta que, con toda probabilidad, tendrá algunas variaciones respecto a la habitual.

Una alimentación saludable es aquella que es muy variada y desde luego la contenga una buena cantidad de frutas frescas y verduras igual de frescas.

Hay que hacer caso más que nunca a la organización 5alDia que indica que hay que tomar cinco raciones de frutas y verduras al día.

Dicho esto, miel y embarazo siempre han tenido una especie de “guerra” entre personas a favor y personas en contra.

Miel y embarazo: controversia que viene de lejos

Estos dos términos, miel y embarazo, han protagonizado varias controversias si bien es cierto que la sangre nunca ha llegado al río.

La miel es un alimento que, entre otras cosas, tiene una buena cantidad de antioxidantes y oligoelementos que son muy buenos a medio plazo para la salud y que, desde luego, benefician a las mujeres embarazadas

Pero no podemos obviar que contiene mucho azúcar y esto puede ser perjudicial para el organismo.

Y, además, para aprovecharse de todos estos antioxidantes se deben consumir grandes cantidades.

Pero siempre es una opción muy válida tomar miel en cantidades pequeñas. Lo que es comúnmente aconsejable es que se puede tomar la miel para endulzar la lecho o el café.

La opinión es unánime. Mucho más saludable la miel para este menester que el azúcar refinado.  De esto no hay ninguna duda.

No obstante, cuando se habla de miel y embarazo siempre quedan ciertas dudas entre ciertos colectivos.

No hay riesgo de tomar miel durante el embarazo

Lo que queda muy claro en todos los estudios y artículos científicos es que no hay ningún riesgo para la salud humana si se toma miel durante el embarazo.

Es más, se insiste en que la miel debería ser un alimento que formara parte de la dieta de una embarazada.

Claro está que no hay que tomar grandes cantidades. Pero esto mismo lo podemos decir de todos y cada uno de los alimentos que conforman la dieta de los humanos.

El secreto de una alimentación saludable está en la variedad de los alimentos, en saber consumirlos todos en su justa medida.

Porque cada alimento tiene sus propiedades, vitaminas y minerales y todos son importantes para nuestro organismo. Siempre en su justa medida.

Por esto, los nutricionistas indican que son muy perjudiciales las llamadas dietas milagro que consisten en ingerir un solo alimento durante un periodo de tiempo. Podemos hablar de la dieta de la manzana, realmente perjudicial para la salud humana.

Miel y embarazo: ¿Qué tipo de miel tomar?

Ya hemos visto que miel y embarazo pueden ser perfectamente compatibles y sólo es necesario “ajustar” la cantidad a tomar.

Lo que está claro es que se puede utilizar para endulzar determinados alimentos como lácteos o café y está demostrado que es mucho más saludable que el azúcar refinado y, por supuesto que los edulcorantes artificiales.

Ahora bien, y según todos los especialistas, a la hora de comprar y tomar miel lo mejor que se puede hacer es tomar miel artesanal.

¿Por qué? La razón es sencilla. De esta manera te aseguras que no tenga mezclas y así garantizar la máxima calidad.

Miel como la que puedes comprar en nuestra tienda online Naranjas Daniel.

Además es preferible evitar la miel con ingredientes añadidos (polen, jalea real, ginseng, etc) ya que no existe evidencia científica sobre la seguridad de estos alimentos durante el embarazo.

¿En qué casos hay que evitar la miel durante el embarazo?

¿Existen casos por los que es mejor no tomar miel durante el embarazo? Lo cierto es que sí. Pero son muy pocos.

Estamos hablando en concreto cuando la mujer embarazada ha desarrollado diabetes gestacional.

En este caso también es conveniente de abstenerse de tomar azúcares simples en general.

Hay que evitar también comer todo tipo de piezas de bollería industrial. Mucho mejor cambiar estos alimentos por la ingesta de frutas y verduras.

Frutas como  nuestras naranjas y mandarinas que contienen un montón de propiedades y sabes que un montón de vitamina c que te ayudarán a prevenir gripes y resfriados.

Con nosotros lo tienes fácil porque te las llevamos a casa en un santiamén.

En este pos hemos hablando largo y tendido sobre miel y embarazo. Como has podido ver todavía existe cierta controversia de si es bueno o malo tomar miel durante el embarazo pero va ganando posiciones la primera opción.

Sólo hay que tener la precaución de tomar las cantidades adecuados y utilizar la miel para endulzar, como lo hacen millones y millones de personas. Otra cosa que has de tener en cuenta es la calidad de la miel que has de tomar. Mucho mejor si es artesanal.

¿Has tomado miel durante el embarazo? ¿Te lo aconsejó tu médico? Respóndenos a estas dos preguntas en la sección de comentarios.

¿Te ha gustado lo que te hemos contado en este artículo? Si tu respuesta es que si, ¿lo compartirás en tus redes sociales?

Publicado el
RSS 2.0 (Blog)

Deja un comentario

( * ) Campos obligatorios
Tiempo de carga: 0.355 segundos